Triguero (Miliaria calandra) junto al río Guadalquivir




El canto singular del Escribano Triguero (Miliaria calandra), incluso se puede escuchar bien entrado el invierno. Algunos dicen que le gusta ser uno de los primeros protagonistas en anunciar que se acerca la primavera.


Mientras reclama estar en celo, aprovechando una suave brisa y apoyado en un viejo tronco, se puede apreciar las ondulaciones del río Guadalquivir debido al paso de un buque mercante.


No al dragado del Guadalquivir.

Se ha producido un error en este gadget.